Por Jorge Figueredo-Asunción, 3 de diciembre de 2018

En   estos días nos desayunamos con la sorprendente noticia de que a iniciativa de un grupo de vecinos, la Junta Municipal de Curuguaty, de manera apresurada, casi clandestina, dictó una resolución por la cual cambiaba o suprimía el nombre del periodista Pablo Medina a una plaza, ubicada en el barrio Industrial de esta Ciudad.  

Esta información tuvo su repercusión nacional e internacional.  Es por eso que profundamente dolidos y consternados los familiares de Pablo Medina, encabezados por su padre Don Pablo Medina, su hermano Gaspar y su hija Dyrsen , se reunieron con el Intendente de Curuguaty, Nelson  Martínez  del Partido Colorado y parte del Movimiento Añetete (De verdad), cuyo líder es el Presidente de la República, Mario Abdo Benítez,  para solicitarle que vete la resolución del legislativo municipal.  

Por Jean Georges Almendras-1ero de diciembre de 2018

No alcanza la indiferencia. No alcanza con la pérdida de una vida. No alcanza. Y como no alcanza, hay que seguir aguijoneando a la víctima y a sus seres queridos. Hay que seguir denostando a los muertos. A los mártires de un crimen abominable. De un crimen de la narco política paraguaya.

Ocurre que ahora, a “iniciativa” de un grupo de vecinos de la ciudad de Curuguaty, en Paraguay,  se ha solicitado a la Junta Municipal el cambio inmediato del nombre de la plaza “Pablo Medina” alegando que no fueron informados en su momento sobre el cambio. La plaza se encuentra en el barrio industrial de Curuguaty, departamento de Canindeyú.

Brillante estudiante paraguaya encaro a un gobernador bajo sospecha de corrupción

Por Jean Georges Almendras, enviado especial al Paraguay-23 de octubre de 2018

La prensa paraguaya la llamó “La heroína de Villa Hayes”.

Nosotros decimos que fue una valiente joven que luchó por actuar libremente y sin miedos.

La libertad es un derecho. Y ejercer la libertad y especialmente para señalar los actos de injusticia o de corrupción, es legítimo. Es un derecho legítimo de los pueblos que se dicen democráticos. Y pisotear esos derechos son demostraciones de autoritarismos propios de las dictaduras.

Aniversario del asesinato del periodista Pablo Medina

Por Giorgio Bongiovanni – Video - 16 de Octubre de 2018

Pablo y yo éramos amigos. Para mi Pablo fue un maestro de periodismo por su forma de actuar en el campo, acompañado en forma inseparable por su cámara fotográfica. Pablo lograba descubrir las noticias que todos mantenían ocultas; entrevistando a colaboradores de la justicia, a investigadores y cotejando directa y constantemente todo con sus fuentes personales. Los artículos de Pablo eran directos, no tenían pelos en la lengua. Pablo escribía lo que veía en forma meticulosa, sin que las informaciones que él revelaba sobre los mafiosos, sobre los narcotraficantes, o los poderosos de turno, fueran desmentidas por los mismos. Pablo Medina fue asesinado el 16 de Octubre de 2014, junto a su joven asistente Antonia Almada mientras recorrían un camino rural de Villa Ygatimí, en el Departamento de Canindeyú, en la frontera con Brasil. Falleció en el campo, mientras desarrollaba su labor de investigación sobre ese área crucial para el narcotráfico paraguayo y brasileño.

REDACTORES

anna.jpgbgeorges.jpgbgiorgio.jpgbjuan.jpgblorenzo1.jpg
Copyright (c) 2009. Antimafia Dos Mil Argentina